Un triunvirato acéfalo y un paro sin fecha

El triunvirato de la CGT encabezó el acto que finalizó con la desaprobación de los trabajadores presentes.

Héctor Daer, Juan Carlos Schmid y Carlos Acuña le hablaron al pueblo trabajador. El discurso populista y sensibilizado por los despedidos y la falta de negociación paritaria de docentes no alcanzó ante el pedido generalizado de poner fecha al paro general.

Acusados por sus propios compañeros de burócratas sindicales, el triúnviro tuvo que retirarse custodiado porque los convocados se sintieron vulnerados por su propio gremio.

“Si este Gobierno no rectifica sus políticas, los primeros días de abril habrá un paro, no nos temblará el pulso”, dijo Héctor Daer, pero sus palabras fueron desairadas por el yerro dialéctico que cometió al confundir que el paro llegaría a fin de año.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.