Graciela Ovejero, secretaria general de ATUNS

El día de hoy inició una nueva medida de fuerza en las universidades nacionales. Tanto docentes como personal no docente están llevando adelante un paro por 48 horas hasta mañana, mientras realizarán distintas actividades públicas para visibilizar la problemática que atraviesan. Sumado a esto, también expresarán su rechazo al tratamiento de la Ley Bases en el Senado de la Nación, dispuesto para este miércoles.

Graciela Ovejero, secretaria general de la Asociación de Trabajadores de la Universidad Nacional del Sur (ATUNS), explicó que «ya hemos esperado bastante y no tenemos respuestas desde hace varios meses. Habíamos pactados reuniones para las paritarias nacionales, pero el Gobierno no nos convocó oficialmente. El 29 y 30 de mayo tuvimos un congreso nacional de no docentes, donde se estableció que si no había respuesta, hoy y mañana íbamos a parar. Esperamos una reacción del Gobierno, de caso contrario seguiremos con las medidas de fuerza«.

«Como trabajadores no docentes, queremos ir a trabajar, pero con salario digno y se ha perdido mucho esto. Tenemos muchas categorías, y la inicial esta por debajo de la canasta básica. Todos queremos llevar la comida a nuestra mesa, y el trabajo es dignidad» Graciela Ovejero.

En ese sentido, la sindicalista indicó que «el Gobierno nos ofreció una actualización con la inflación, y al rechazarlo por insuficiente lo otorgan por decreto. Así hemos perdido el 50% de nuestro poder adquisitivo. Igualmente estamos dispuestos a la negociación, venimos trabajando con los gremios docentes para acciones como la marcha que logró subir los gastos de funcionamiento. Ahora necesitamos recomponer los salarios, porque sin salario digno no podemos trabajar. Pettovello se había comprometido a hablar con Caputo y hacer una propuesta para recomponer el salario que habíamos perdido, y ahí nos quedamos, no nos comunicaron más nada».

Por último, Ovejero aclaró que «el Rectorado nos acompaña porque ellos también son docentes, aunque nos gustaría un acompañamiento mayor de las autoridades. Sabemos que van a sacar un comunicado apoyando la lucha de docentes y no docentes, pero sería importante que los rectores estén al frente de este reclamo. Estamos acostumbrados a estos asuntos, sabemos que puede haber una cuestión política para que, en las universidades mas pequeñas, no haya problemas. Pero tenemos que estar todos juntos detrás del mismo reclamo«.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.