Gabriela Bauer directora de salud perinatal y niñez del Ministerio de Salud

Hablamos con Gabriela Bauer, pediatra, directora de salud perinatal y niñez del Ministerio de Salud, sobre la “Ley Nacional de Atención y Cuidado Integral de la Salud durante el Embarazo y la Primera Infancia”, también conocida como el plan de los 1.000 días. “La ley de cuidado integral durante el embarazo y los primeros años, es para dar mejor respuesta que la que venimos dando desde el Estado al cuidado integral y al derecho a la vida”, indicó.

El proyecto, que el presidente Alberto Fernández envió al Congreso junto al proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo, preve el acompañamiento integral en materia de salud y seguridad social para las personas gestantes y los niños y niñas desde el nacimiento hasta los tres años de vida. La iniciativa fue aprobada en la Cámara de Diputados por 196 votos a favor, ninguno en contra y 5 abstenciones, en el marco de la maratónica sesión en la que, previamente y tras un debate de más de veinte horas, la Cámara baja dio media sanción al proyecto de interrupción voluntaria del embarazo.

“Nuestra idea desde el Ministerio es que se aprueben ambas leyes, cuidar procesos y garantizar el derecho a decidir. Si una mujer tiene un proceso gestante la idea es que tenga un diagnostico temprano a las pocas semanas y se acompañe las decisiones”. Continuó: “si sigue el embarazo, lo importante es poder diagnosticarlo tempranamente para conocer riesgos y si tiene antecedentes para mayor refuerzos de cuidado”.

Por otra parte, hizo mención a que “los problemas de salud no lo resuelve solo el sector medico, sino todos los sectores, hay factores que trascienden a un hospital. Se requiere intersectorialidad y que las personas conozcan sus derechos. Esta ley plantea el derecho a la información, cómo asistir, dónde asistir y los momentos oportunos para cuidar la salud”.

“Es una ley que habla de federalismo con todos los sectores y desde ahí a lo que parte es el universo de 700 mil niños que nacen por año. Por lo que tenemos 2 millones de niños y niñas que estarán en la garantía de esta ley. Existe un tercio de niñxs que tienen más barreras y que, además, necesitan seguridad social y acompañamiento en derecho de la identidad”, remarcó.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.