Francisco Martínez de la cooperativa “Textiles Pigüé”

La Cooperativa “Textiles Pigüé” paralizó casi toda su planta fabril por prevención frente al coronavirus. Sin embargo, se dedican a la fabricación de barbijos y delantales. Hablamos con Francisco Martínez, integrante de la Cooperativa: “Cuando todo esto de la pandemia explotó, nosotros nos pusimos a disposición de la secretaria de salud y el municipio de Pigüé por los insumos que necesitaban en la primera semana”

Quisimos priorizar la producción de estos elementos tan necesarios hoy, destacó.

“Esto ha generado que haya una reconversión, porque el proceso siempre es textil, el estado llamó a cooperativas y ahora se conformó una red para llegar a todo el país” y que “con este contexto muchísimas cooperativas están armando sus producciones a las nuevas demandas sanitarias”

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.