Claudio Martini titular de la Jefatura Regional Nº22 de educación

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, anunció esta mañana que Bahía Blanca pasa a fase 3 como consecuencia de la disminución de los contagios de coronavirus, y, de esta forma, la ciudad queda habilitada para la vuelta a clases presenciales.

El titular de la Jefatura Regional Nº22 de educación, Claudio Martini sostuvo que “mientras estuvimos en Fase 2 este año, a diferencia del año pasado, bajó el formato de escuelas abiertas. Aquellos alumnos con dificultades de conectividad o con alguna situación pedagógica, pudieron ir a la escuela”.

Para la vuelta a las aulas, hay que esperar precisiones de la Dirección General de Cultura y Educación de la provincia de Buenos Aires. Si bien la fase ya autoriza el regreso del formato presencial, esto podría demorar algunos días ya que los equipos directivos deberán organizar la convocatoria de alumnos de manera progresiva a los establecimientos educativos.

“Todos los docentes de Bahía Blanca y la región han hecho un esfuerzo grandísimo para sostener a nuestros alumnos. Podemos decir que en inicial y primario la mayoría de los alumnos están alcanzados por sus docentes en función de sus trayectorias pedagógicas, más allá de sus realidades. No solo por situación de la conectividad, si no también por salud mental y perdidas de familiares”, describió Claudio Martini y, además agregó que la Dirección Provincial de Psicología “hace los abordajes y nos ha permitido abordar situaciones de alumnos que tenían baja intermitencia. En las políticas de cuidados esta ha sido otra línea de abordaje en alumnos con poco o nulo contacto pedagógico”.

“Los números de deserción escolar en la ciudad están muy por debajo de la media provincial y eso habla muy bien del trabajo de los docentes”.

El Jefe Regional de Educación remarcó la importancia de los medidores de dióxido de carbono que envió la provincia de Buenos Aires para conocer la calidad del aire en estos ambientes

“Para el regreso cuidado a las aulas el Gobierno provincial sumó como políticas de cuidados los medidores de dióxido de carbono, los testeos aleatorios a los docentes y auxiliares y por supuesto el avance del proceso de vacunación”.

En cuanto a la presencialidad en las aulas, precisó que: “Se vuelve a la presencialidad en el marco del plan jurisdiccional, en espacios que permiten una cantidad de alumnos, se dividen en dos grupos y una semana es virtual y la otra es presencial”.

Los establecimientos educativos se estarán comunicando con las familias para brindarles más detalles, afirmó Claudio Martini.

Por último, indicó que detrás de cada decisión sanitaria “hay muchas decisiones pedagógicas muchas veces silenciosas para que los alumnos reciban la escuela. Este esfuerzo siempre está enmarcado en políticas de cuidados”.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.